viernes, 8 de mayo de 2015

Ella dice, nosotras decimos. Gioconda Belli.





Yo soy tu indómita gacela, 
el trueno que rompe la luz sobre tu pecho. 
Yo soy el viento desatado en la montaña 
y el fulgor concentrado del fuego del ocote. 
Yo caliento tus noches, 
encendiendo volcanes en mis manos, 
mojándote los ojos con el humo de mis cráteres. 
Yo he llegado hasta vos vestida de lluvia y de recuerdo, 
riendo la risa inmutable de los años. 
Yo soy el inexplorado camino, 
la claridad que rompe la tiniebla. 
Yo pongo estrellas entre tu piel y la mía 
y te recorro entero, 
sendero tras sendero, 
descalzando mi amor, 
desnudando mi miedo. 
Yo soy un nombre que canta y te enamora 
desde el otro lado de la luna, 
soy la prolongación de tu sonrisa y tu cuerpo. 
Yo soy algo que crece, 
algo que ríe y llora. 
Yo, 
la que te quiere.





De la página www.frasesdemujeres.com:

"Ya no mujer joven sino mujer rotunda. Mis deseos ya no son intuiciones sino certezas".

"Soy la mujer que piensa. Algún día mis ojos encenderán luciérnagas".


Fotografía: Gioconda Belli, en 2007.